Berlín apuesta por una cuota del 30 %  de mujeres directivas

La canciller Angela Merkel anunció este miércoles que su gobierno legislará para hacer posible que, a partir de 2016, haya una cuota femenina del 30 % en los equipos de dirección de las grandes empresas alemanes.

Merkel  señaló que “Una economía social de mercado necesita de una gran competitividad y por nuestra experiencia sabemos que esa competitividad es mayor cuando hombres y mujeres tienen en una sociedad las mismas oportunidades”. “Por eso estableceremos para todos los consejos de supervisión y administración de voto obligatorio y de las empresas cotizadas una cuota femenina de al menos 30%”.

Alianza CDU-SPD

Este anuncio de Merkel se encuadra dentro de los acuerdos con el SPD que han hecho posible el actual gobierno de coalición en Alemania, y estaba recogido en los mismos. Aún así sorprendió al mundo empresarial e incluso ha sido una sorpresa para su propio partido porque Merkel nunca se había mostrado a favor de las medidas de discriminación positiva e incluso había defendido siempre el diálogo con las empresas antes que imponer por ley una cuota femenina.  De hecho en la anterior legislatura se opuso radicalmente a una medida mucho menos ambiciosa, pues hablaba de un 20% de cuota femenina para el 2018, que propuso su ministra de trabajo.

Actualmente, según la nueva ministra de la Familia, la socialdemócrata Manuela Schwesig, el gobierno está trabajando en la redacción de una ley que hará posible la cuota femenina en las grandes empresas alemanas. Esta ley se aplicaría por lo menos a 2.600 grandes empresas y debería ser aprobada en el año 2014 para entrar en vigor en el 2015,  pero solo será obligatorio el umbral del 30% para aprox.  120 empresas que cotizan en la bolsa.